Merry Blues

Publicadas por Les yeux noirs , martes, 14 de diciembre de 2010 09:17


Estuvo tratando de evitar hacer este post y finalmente (muy a pesar mío) acabé haciéndolo.

Después de haber hablado durante el año de la ira, la familia, las relaciones, las creencias, los temores, el amor, etc. quise evitar escribir un post que definiera el cierre del año y las fiestas navideñas.

Les confieso que trato (con muchas fuerzas) de no medir los años convencionalmente, desde hace tiempo todo el asunto del "año viejo" y "año nuevo" me resulta inútil, cuando decido hacer algo (o me fijo un propósito) lo hago aunque no sea de "año nuevo" lo mismo pasa si quiero cambiar algo que no me gusta de mi, etc...por otro lado cuando no lo quiero hacer, igualmente sea la temporada del año que sea no lo hago y me termina valiendo madre.

A esto le sumo que normalmente en mi familia el mes de diciembre siempre ha sido sinónimo de dramas, así que si dejo de lado dos o tres buenas posadas y algunos regalos, paso el mes queriendo dormirme y esperando que me despierten justo cuando acabe (como la canción sobre septiembre)

Ayer platicaba de eso con mis amigas, de como los diciembres normalmente para mí están de la chingada: "Ya lo pasado, pasado" me dijeron, mmm cierto pero...

Aún existe una parte de mí (que está muy confundida y me pregunta por qué chingados me siento así) que se pone nostálgica. ¿Nostálgica de qué? ciertamente ningún diciembre ha sido igual (ha habido algunos peores que otros) pero no por eso menos malos.

Por otro lado ¿quién soy yo para hacer dramas cuando a todo el mundo le suceden miles de cosas todo el tiempo?...pero bueno, al final del día todos cuidamos nuestro propio changarro.

Aunque por otro lado puedo percibir que la sensación se vuelve generalizada, mucha gente sufre un "bajón" navideño. Yo creo que es culpa de las falsas expectativas, a todos nos vendieron (en la televisión, películas, o quién sabe donde) la idea de la cena navideña con miles de familiares que se quieren, comida abundante, regalos y puros buenos deseos.

La realidad es que (obvio hay muchísimas excepciones) estas épocas terminan siendo un bacanal de comida y chupe...tristezas por navidades que deseáramos que fueran distintas, nostálgia por el año que se está yendo y a) felicidad y/o ilusión por el que viene ó de plano 2) el sentimiento de que el tiempo pasa muy rápidamente y que ahí viene ya otro año por vivir (si nos va bien)

No quiero ser cínica, sólo estoy haciendo un análisis de mi entorno (me tomo a mí misma como punto de referencia), y la verdad se me hace injusto que este mes tenga que pasar así. ¿Estamos (o estoy) condenados a sólo disfrutar la navidad cuando niños - o ya siendo padres, pero por el disfrute de los hijos? Me niego a creer eso.

Recuerdo que cuando era niña le preguntaba a mi mamá: "¿Oye, por qué festejamos navidad si no somos católicos practicantes?"...ella me decía que era una buena época para festejar a la familia y todo lo bueno que teníamos.

Total que creces con una idea acerca de las cosas (en mi caso que la navidad es para festejar el tiempo con la familia) ¿Y qué pasa si cuando creces ya no existe dicha familia sino fragmentos de ella?...si yo me apegara a lo que me dijo alguna vez mi madre, entonces dadas las circunstancias mi única actividad de aquí a que acabe diciembre sería andar tan cabizbaja como un pollo colgado en una carnicería...

Y en este escrito ténganme paciencia que apenas quiero decidir, prácticamente sobre la marcha, que hacer con este mes...Ya comí y tomé lo suficiente, y no pienso tomarme vacaciones, creo que eso agravaría aún más mi "condición".

Tan fácil que sería no tener que buscarle propósito al mes ni medir el cambio de año. Sin embargo haciendo eso puedo caer en riesgo de vivir como hierba del camino, ahí nomás, como Dios le da a entender.

Creo que para ahorrarme tiempo y ahorrarles la letanía voy a dedicar el mes a hacer lo de siempre, trabajar, escribir (y demás cosas que disfruto), a estar con la gente que quiero y que puede y quiere estar a mi lado. A no lamentarme por la que ya no está y comprar algunos regalos ( sé que la intención es no modificar mi rutina, sin embargo tampoco hay que ser pinches)

¿Y los propósitos? esos seguirán siendo a corto plazo, reales, medibles, ajustables y cuando sea necesario flexibles.

¿Quién dijo que tengo que tener una blanca navidad cuando cada día de diciembre puede ser de un color distinto?

Por cierto ¡Felices Fiestas!

7 Response to "Merry Blues"

@Lrofocale Says:

Yo por eso estas christmas mejor no espero nada pa no andar despues desinflado como las burbujas de ensueño-

Les Yeux Noir Says:

Si, en definitiva la mayoría de las desilusiones se las lleva uno por expectativas, que uno sólo se hace, y luego no se cumplen...en fin, hay que tener la actitud para ir con la corriente...

Anónimo Says:

oiga no sera que comienza a amargarle la edad?

Les Yeux Noir Says:

Jajaja no! lo juro...he tenido malas navidades desde que tengo 10 años...más bien es cansancio jaja

Mrs. P Says:

Es mejor tener variedad de colores a uno solo, sea diciembre, sea enero, o cualquier mes del año.

Cada quien elije como vivir su vida, ya sea triste, contento, solo, con la gente que quiere, asi que deja un lado los recuerdos tristes y a formar nuevos y mejores!!

Animo!!!
Te deseo lo mejor hoy y SIEMPRE!!!!

Kufurtenstraze Says:

Mi querida Dame: a mi me pasa algo muy similar con mi cumpleaños, y en realidad, creo que como mencionas, todo se debe a las "falsas expectativas"; las que nos inculcan y las que nos formamos nosotros mismos.
A final de cuentas, si reflexionamos, siempre habrá cosas que agradecer y por las cuales estar felices, asi como cosas que nos den el bajon, pues de eso se trata la vida. Lo bueno no sería tan delicioso, sin el mal sabor de lo malo.
Cuídate mucho amiga! Felices Fiestas!

Anónimo Says:

Sí, todo es debido a las falsas expectativas que nos provocan los medios y lo que nos inculcan de niños pero si eso nos va hacer sentir deprimidos y melancolicos es mejor no ser parte de eso o no verlo del mismo modo, pienso que hay que disfrutar el día a día de manera normal, realista, por las fechas con algo mas de espiritualidad y agradeciendo a Dios o al universo por ello.

Felices Días!

Carolina.

Publicar un comentario

www.damebrochant.blogspot.com